sábado, 27 de agosto de 2011

Narradores Patagónicos: Cuentos escogidos

Literatura sobre la Patagonia hay en cantidad y variedad. Desde los relatos de pioneros y exploradores del pasado hasta de los viajeros e historiadores actuales. Dentro de este variopinto conjunto se pueden encontrar grandes escritores, grandes relatos, y otros olvidables o prescindibles. Lo que no abunda demasiado, al menos hablando de literatura de alcance "masivo", son las obras de ficción de autores patagónicos. No digo que no existan, digo que suelen trascender no mucho más allá de las fronteras de sus propias ciudades. Sin embargo, hay muy buenos escritores y muy buenas historias que son oriundas de la Patagonia.

En la recopilación realizada por Julia Chaktoura, "Narradores Patagónicos: Cuentos escogidos" (ISBN 978-987-1744-05-3), hay una muestra de esto. En esa obra se compilan trabajos de 25 autores diferentes que tienen el común denominador de ser patagónicos (nativos o por adopción), haber nacido antes de 1960, y estar vivos al momento de la edición de este libro. Los cuentos, si bien cubren distintos temas y tiempos, comparten una atmósfera común. Al leer sus páginas se puede sentir la presencia de la meseta infinita, de los arbustos grisáceos, el viento frío, la soledad, y el sacrificio. Algunos de los relatos son puramente de ficción, pero otros son relatos de vida contados por los mismos autores, y sirven para echar un vistazo en esta geografía tan especial. Para mi fue una grata sorpresa encontrarme con autores que me eran desconocidos, como Carlos Abadie, Hugo Covaro, Wálter Cazenave, Nohry Fueyo, Fernando Gónzalez Carey, Raúl Rithner, y Angel Uranga. No es que el resto de los autores no sean buenos, sino que éstos que mencioné son los que de una u otra manera me "llegaron".


"Narradores Patagónicos" es una muy buena forma de entrar en contacto con la literatura patagónica profunda, esa que lleva las marcas y el espíritu de la región. Desde mi posición de lector amateur, sin un enfoque especialista sobre el tema, lo recomiendo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario