domingo, 20 de julio de 2014

Viendo la Primera Guerra Mundial a través de los billetes y monedas


Desde el mes pasado, y hasta fines del 2018, vamos a vivir una serie de centenarios relacionados con la Primera Guerra Mundial. No me voy a detener mucho hablando sobre la guerra en sí, porque esta nota es un lugar muy pequeño para ello. Como toda guerra, fue una gran tragedia, y en particular, fue la más grande que vivió la Humanidad hasta ese entonces. por supuesto, ninguna lección se aprendió de ella, porque poco más de dos décadas después el mundo se lanzó a otra guerra de proporciones más grandes y devastadoras. En su momento fue llamada "la guerra para acabar con todas las guerras", cosa que a la luz de la historia es una completa mentira. También ha sido considerada la última guerra del siglo XIX, ya que en parte se peleó como en ese siglo, pero con nuevas armas más letales.

Anverso del billete de 5 marcos alemanes (Fünf Mark) del 01/08/1917. Número de catalogo Krause #56a.

Reverso del billete de 5 marcos alemanes (Fünf Mark) del 01/08/1917. Número de catalogo Krause #56a.


Se dice que el detonante de la Primera Guerra Mundial, que comenzó formalmente el 28 de julio de 1914, con la declaración de guerra por parte de Austria-Hungría hacia Serbia, fue el asesinato del archiduque Francisco Fernando, el 28 de junio de 1914, en Sarajevo. Si bien esto último es cierto, no quiere decir que el atentado haya sido el único detonante. En realidad fue como la chispa que faltaba para encender el polvorín europeo, pero podría haber sido cualquier otra. Como bien dice Jesús Hernández en su libro "Todo lo que debe saber sobre la Primera Guerra Mundial":

"En el verano de 1914, Europa era una gigantesca taberna en la que, aparentemente, todo el mundo bebía y departía amigablemente en medio de una camaradería animada por esos estrechos lazos familiares. Sin embargo, los recelos y las envidias no estaban demasiado alejadas del festivo ánimo de los presentes.
...
Por lo tanto, en el ambiente de aquella gran taberna europea flotaba un buen número de cuentas pendientes. Tan solo era necesario que los efluvios del alcohol patriótico comenzasen a crear una falsa euforia para que, en un instante, se pasase de la camaradería a la pelea multitudinaria. Y eso es lo que ocurrió cuando aquel estudiante serbio disparó contra el archiduque. No fue más que un pisotón de la enclenque Serbia al gigante austríaco, pero la reacción de la prepotente Austria-Hungría contra los insolentes serbios hizo entrar en liza a Rusia, que acudió presta a socorrer a sus protegidos eslavos. A su vez, Alemania entró en escena para poner en su lugar a los rusos, pero estos contaron con la solidaridad de Francia y Gran Bretaña, que se remangaron de inmediato los puños para acudir en defensa de su aliada."

Anverso del billete de 1 corona austrohúngara (Eine krone / Egy korona) del 01/12/1916. Número de catalogo Krause #20.

Reverso del billete de 1 corona austrohúngara (Eine krone / Egy korona) del 01/12/1916. Número de catalogo Krause #20.


En fin, así fue como el mundo marchó a la guerra casi con alegría, donde los contendientes esperaban una victoria rápida y estar de vuelta en casa en dos o tres meses. Dicho optimismo incluso se plasmó en algo tan curioso como la famosa tregua de Navidad, suceso que no volvería a repetirse en ninguna ocasión posterior.

En fin, simplemente quería evocar este trágico centenario, y se me ocurrió hacerlo con algunas monedas y billetes que circulaban algunos de los países contendientes de entonces. No es mucho lo que puedo mostrar, pero bueno, no es fácil conseguir ejemplares de esa antiguedad.

Anverso de la moneda de 1 penique británico (one penny) de 1914. Material: Bronce, peso: 9,45 g. Número de catalogo Krause KM#810.

Reverso de la moneda de 1 penique británico (one penny) de 1914. Busto del rey Jorge V. Número de catalogo Krause KM#810.

Anversos de las monedas de 5, 10, y 25 centavos belgas de 1916. Estas monedas fueron emitidas durante la ocupación alemana. El material es zinc, y sus números de catalogo Krause son KM#80, 81 y 82, respectivamente.

Reversos de las monedas de 5, 10, y 25 centavos belgas de 1916.

Si bien Finlandia como tal no existía, sino que se trataba de un ducado bajo la tutela del zar Nicolás II, podría decirse que formaba parte indirecta de la contienda. En la foto se ve el anverso de las monedas de 5 y 10 penniä de 1916, de cobre, cuyos números de catalogo Krause son KM #14 y 15.

En la foto se ve el renverso de las monedas de 5 y 10 penniä de 1916, en donde se destaca el monograma de Nicolás II de Rusia.

Bueno, creo que ya es hora de despedirme. Una vez más, gracias por leer, y nos vemos en la próxima entrada. Hasta pronto.

No hay comentarios:

Publicar un comentario